El Tarot y la Pirámide de Bateson

Para saber modificar una conducta, debemos saber en qué nivel de pensamiento se encuentra. De hecho, cuando no es posible resolver un problema en el nivel en que se genera, hay que ir a uno superior.

Para conocer cómo podemos realizar esta elevación de conciencia, contamos con una herramienta de PNL denominada “Pirámide de Bateson”.

El primer nivel es el entorno. Actuamos en él en función de nuestra conducta que está condicionada por nuestras capacidades, las cuales se organizan a través de nuestras creencias y valores, que son definidos a su vez por nuestra identidad. Cada nivel influye en los que tiene al lado. Cuando más alto está el nivel en que se produce un cambio más significativo resulta.

Según desde que estrato de la pirámide utiliza el lenguaje una persona indica donde se encuentra el problema.

Tirada del Tarot con la Pirámide de Bateson

Podemos aplicar esta interesante herramienta al Tarot.

Esta lectura proporciona una instantánea detallada del aquí y el ahora, lo esencial de la persona: cuáles son sus capacidades, sus creencias, sus comportamientos y si el entorno es favorable para el cambio que quiere iniciar.

Preferiblemente se realiza con los arcanos mayores, pero puede utilizarse toda la baraja.

Nivel 1: ¿Qué está influyendo en mi entorno que me impide o me ayuda lograr mi objetivo?
Nivel 2: ¿Qué conductas tengo que cambiar o potenciar?
Nivel 3: ¿Qué capacidades o competencias tengo que modificar o adquirir?
Nivel 4: ¿Qué creencias o valores tengo que modificar o adquirir?
Nivel 5: ¿Qué identidad u objetivo quiero lograr?

Los Comentarios están cerrados.