Hudes Tarot

Un tarot de inspiración medieval, que bajo su sencillez, esconde algunas sorpresas agradables.

Autora: Susan Hudes

Este tarot es bien conocido por el hecho de que todos los personajes retratados tienen una expresión más bien sombría. Nada parece estar feliz en estas cartas, así que no es un mazo que uno recomendaría para épocas de bajón. También hay que recalcar el hecho de casi todas las caras se parecen entre sí, como si la autora tuviera unos cuantos modelos y los repitiera una y otra vez.

Aun así, no se puede negar que el diseño es interesante en su aparente simplicidad. Algunas cartas incluyen algunos fondos más elaborados, como planos de inventos, mapas de la tierra y de las constelaciones, hojas, etc. El medio utilizado es la acuarela, con algún que otro collage.

Al ver estas cartas, se tiene la sensación de que detrás de algunas de ellas hay algo más, mucho más de lo que se observa de modo casual. ¿Qué símbolos porta el Loco en su vestimenta? ¿Qué relación hay entre la Luna y el Ermitaño? ¿Qué observa el ángel de la Templanza en el pozo? ¿Es su reflejo o hay algo más que no podemos ver?

De todos los diseños del arcano mayor, destacaría los siguientes:

  • El Loco se nos presenta como un hombre que intenta atrapar una mariposa (¿o la está soltando?).
  • El Mago, que se nos muestra como un científico o un astrónomo. Es una de las cartas más bonitas de la serie.
  • La Sacerdotisa tiene un vestido formado por el mismo texto que parece estar leyendo.
  • La Rueda de la Fortuna muestra a un hombre y una mujer entrelazados, formando un círculo, en cuyo interior están representados los siete planetas clásicos, desde el Sol hasta Saturno.
  • El árbol del Colgado presenta las caras de diversas personas, como espíritus que forman parte de la historia del personaje. Me parece una idea interesante, que puede ser muy sugerente en una lectura.
  • La Muerte, un simple esqueleto, presenta una mariposa que surge de su coxis.
  • El ángel de la Templanza, vertiendo agua en un pozo donde se observa con detalle, me recuerda a cierta escena del Señor de los Anillos.
  • La Estrella aparece sumergida en las aguas, mostrando un simbolismo muy diferente del habitual.
  • El Mundo muestra dos manos que se tocan. Una masculina y otra femenina. Parecen a punto de entrelazarse. Es una bonita alegoría.

Los arcanos menores siguen al pie de la letra el estándar Rider-Waite-Smith. Sólo se observan pequeñas variaciones en algunas cartas. Por ejemplo, el 2 de Espadas muestra a una mujer guerrera. El 3 de Bastos representa a una mujer que recoge uno de los palos del suelo (¿por qué). O el 6 de Espadas es una evocadora imagen cenital de un hombre navegando entre un mar de espadas.

Las cartas presentan un reverso con un patrón que permite las lecturas invertidas. Los nombres de los arcanos menores no incluyen una numeración, y los mayores lo llevan en cifras romanas en la parte superior.

Hay tarots que apelan a la emoción y otros, en cambio, se dirigen a la mente. Este es uno de ellos, y por eso algunas personas lo amarán y a otros, les resultará indiferente.

En resumen, se trata de un mazo de cartas de cierto interés, que puede aportar un toque diferente a las lecturas, siempre que se sepan apreciar todos sus matices. Además, los aficionados a la estructura del Rider-Waite, lo encontrarán muy fácil de utilizar desde el primer momento.

Los Comentarios están cerrados.